Archivo de la etiqueta: Pablo Hidalgo

La Importancia del Canon

El día de ayer, Matt Martin, miembro del Lucasfilm Story Group, publicó desde su cuenta de Twitter que no responderá más preguntas acerca de si ciertos personajes o eventos pertenecen al canon de la franquicia o no.

Es un anuncio que podría resultar un poco sorprendente cuando consideramos que se trata de una de las personas dedicadas a revisar que todo el contenido en el canon esté propiamente alineado, pero no es la primera vez que un miembro de este legendario equipo declara algo similar.

Pablo Hidalgo, probablemente el empleado más famoso de “Lucasfilm”, lleva años sin contestar preguntas similares fuera de convenciones o eventos especiales.

Es sin duda el producto de incesantes preguntas de fans de todo tipo, tamaño y forma que buscan saciar su curiosidad o simplemente validar sus opiniones acerca de uno o varios aspectos de nuestra franquicia favorita, pero, cualquiera que sea el caso, la realidad es que se trata de algo sumamente disruptivo para las personas detrás del gigante corporativo que representan y no los puedo culpar por su elección personal de separar su trabajo de su vida en redes sociales, incluso cuando soy la clase de fan que ha hecho una o dos preguntas que caen directamente en las categorías previamente mencionadas.

Esto me ha llevado a replantear la importancia que le damos muchos al concepto del canon, sobre todo en una franquicia tan expansiva y relevante en la cultura popular, por lo que me gustaría compartir con ustedes una perspectiva diferente y considerablemente más amena con la cual asimilar este concepto.  

Una foto mía de hace algunos años cuando le pregunté a Pablo Hidalgo por qué la capa de Darth Vader se mueve en el vacío del espacio al final de Rogue One.

Empezando por lo básico, y para los que no leyeron el FAQ, la palabra “canon” en relación a Star Wars es esencialmente un sinónimo de “oficial”, eso quiere decir que todo material canónico es considerado como parte oficial de la franquicia y a la par de las películas.

Gracias al contenido canónico sabemos que el Imperio se rindió contra las fuerzas de la Alianza Rebelde hasta un año después de la Batalla de Endor y la muerte del Emperador. También sabemos que Rey aprendió a volar naves gracias a un antiguo simulador en el cual entrenó hasta convertirse en maestra y que Anakin Skywalker tuvo su propia aprendiz durante la Guerra de los Clones.

Sip, esto también es canon. ¿Cómo la ven?

Como pueden apreciar, la existencia de este material permite la expansión exponencial de la mitología de la saga y también da la oportunidad de complementar aspectos que pudieran no ser explorados a profundidad por las limitaciones inherentes del medio cinematográfico.

Con base en esto, sería fácil pensar que no hay desventaja en producir una gran cantidad de productos complementarios, pero eso sería una equivocación, especialmente con Star Wars.

Para los que no sabían, y para no hacerles el cuento demasiado largo, casi todo el contenido que conformaba el Universo Expandido de Star Wars fue denominado como no canónico cuando Disney compró Lucasfilm.
Aunque hay varias razones para esto, realmente todo se reduce a conveniencia, después de todo, el Universo Expandido había crecido de tal manera que hubo la necesidad de definir varios niveles de canonicidad para tratar de darle un poco de coherencia a la enorme cantidad de historias que se produjeron en un periodo de poco más de treinta años. 

Los niveles de canon como fueron creados por Leland Chee para la base de datos de “Lucasfilm”.

Sin importar que tan buenas fueran las intenciones de Lucasfilm o Disney por darle mayor libertad artística a nuevos artistas y escritores, la decisión de eliminar del canon estas historias le dolió en el alma a más de unos cuantos fans de antaño que crecieron con las historias que pertenecían al Universo Expandido, lo que también generó un sentido de incertidumbre y enojo entre fans nuevos y viejos.

Honestamente, no es mi lugar juzgar si las decisiones de Lucasfilm y las acciones de los fans están justificadas, sin embargo, puedo decir con confianza que la reacción de ambas partes proviene del mismo lugar: el corazón.

De no ser por la importancia que le dan los fans a cada pequeño detalle y la increíble dedicación de todas las personas que trabajan en Lucasfilm, estoy seguro de que nunca se habría establecido un canal de comunicación, independientemente de los resultados que esto ha tenido a nivel personal para todas las partes involucradas. En ese sentido, de verdad creo que es importante saber dar un paso hacia atrás y ver el concepto del canon como lo que realmente es, es decir, un requerimiento formal de reconocer ciertas historias dentro de otras historias.

Así que, no se preocupen si no saben a ciencia cierta con cual botón se prende el sable de Anakin Skywalker, o si verdaderamente hay un conejo verde gigante atravesando la galaxia tratando de superar a Han Solo como contrabandista. Al final del día, lo que define a la franquicia son los momentos que directamente resuenan con nosotros, lo demás es para los demás.

Más o menos así me sentí escribiendo este artículo.

Curiosidad de la Semana: Star Wars: El Juego de Rol.

secondedition

El producto del que les voy a hablar el día de hoy es sumamente especial para mí y es también uno de los que ha tenido mayor impacto para la franquicia desde la introducción de las figuras de acción de Kenner, con las que George Lucas hizo su impresionante fortuna.

Se trata de la reimpresión de Star Wars: El Juego de Rol, escrito y publicado originalmente por West End Games en 1987.

reprint
La reimpresión de “Star Wars: El Juego de Rol”, edición del 30 aniversario del juego original, por Fantasy Flight Games, 2017.

Lo más importante que deben saber es que, si siguen la historia de la franquicia post-Trilogía Original y cómo es que ha evolucionado en el monstruo mediático que es el día de hoy, mucho de lo que hace a Star Wars… pues Star Wars es este set de libros que se escribieron con el expreso propósito de ofrecerle al mundo el material necesario para jugar entre amigos en el universo creado por George Lucas.

Si han participado en una partida de Calabozos & Dragones saben perfectamente de lo que estoy hablando:

Hojas de papel con personajes, lápices, dados con más caras de lo que uno acostumbra a ver, a lo mejor unas cuantas cervezas y más diversión de lo que se puede expresar en pocas palabras.

dungeons
El muy necesario libro de reglas para el maestro del calabozo de Calabozos y Dragones, arte por Larry Elmore.

Es una experiencia única que no puedo dejar de recomendar, más que nada porque requiere de una cantidad considerable de dedicación y participación por parte de todos los jugadores, especialmente para el maestro del calabozo, o “dungeon master, que tiene la tarea de crear la narrativa para el resto del grupo.

En ese sentido, las guías de estos tipos de juegos tienen la tarea de ofrecer suficiente información para que las historias se sientan genuinamente como parte del universo en el que se desea jugar y ese es uno de los aspectos con las que la Trilogía Original nunca contó verdaderamente: detalle.

No es por decir que la masiva cantidad de trabajo detrás de Una Nueva Esperanza, El Imperio Contraataca y El Retorno del Jedi careciera de detalle, para nada, pero ¿La galaxia en la que se desarrollaron estas historias? Definitivamente, después de todo, no fue hasta 1987, tres años después de que acabara la trilogía, que la raza de aquella exótica bailarina de piel verde que aparece en el palacio de Jabba fuera denominada como Twi’lek, gracias a estos libros.

firstedition
La sección acerca de los Sables Laser, a pesar de que no ser Canon, es maravillosa y elabora perfectamente sobre el misticismo de el arma clásica de los caballeros Jedi.

Nombres de diversas razas y criaturas de todas las películas, el uso de Aurebesh – el lenguaje escrito universal de la Galaxia Muy Muy Lejana – y muchas otras cosas surgieron de estos manuales de juego.

De hecho, la aportación de sus escritores, Bill Slavicsek y Curtis Smith, fue tan impactante que su trabajo fue utilizado como referencia para la creación de material futuro, tanto así que cuando Timothy Zhan fue contratado para escribir Heredero del Imperio, el primero de los libros de la trilogía de Thrawn, Lucasfilm le envió el juego de rol con la dirección de que lo utilizara como base para desarrollar su historia.

No es exageración decir que este modesto juego a base de la imaginación publicado en Nueva York tuvo mucho más impacto de lo que sus escritores estimaban, no solamente como producto o como base para la creación del Universo Expandido, sino como inspiración para la siguiente generación de creativos que llegaría a Lucasfilm y le daría forma a la franquicia como la conocemos hoy.

pablosnoke
Pablo Hidalgo, del Lucasfilm Story Group, ha mencionado que el juego de rol fue lo que lo mantuvo fascinado con “Star Wars” y la biblia que empezó a escribir para la compañía se basa en gran parte en la guía que viene con el juego.

Ustedes no me dejaran mentir, todos llevamos en nuestros corazones las historias y personajes que nos definieron cuando éramos niños. Si le pregunto a mi padre sobre las series que veía cuando era joven, es muy probable que me hable con gran convicción de las producciones de Gerry Anderson, como Supercar y Fireball XL5, y estoy seguro de que, más allá de la nostalgia, lo que hay en él es un deseo por saber que las historias contadas en esas series de televisión siguen de alguna manera.

Es justamente por eso que estoy tan agradecido con West End Games. Ellos lograron mantener a Star Wars relevante o, mejor dicho, ellos demostraron que la franquicia nunca se fue realmente y seguía siendo tan relevante entonces como en 1977.

Star Wars: El Juego de Rol es más que una guía de juego, es un pequeño pedazo de historia y evidencia de que las historias que amamos nunca mueren, solamente están en espera de que reconectemos con ellas.

Después de muchos retrasos, la edición de 30 aniversario de Star Wars: El Juego de Rol ya se encuentra disponible a la venta  y pueden conseguir su copia dando click aquí.

Ciencia, Física y Star Wars

science

¿Por qué hay sonido en el espacio?

¿Por qué los sables láser pueden chocar entre ellos?

Si existe la inteligencia artificial, ¿Por qué siguen usando seres vivos para pilotar las naves?

Estoy bastante seguro de que han escuchado alguna variante de estas preguntas a la hora de discutir el universo creado por George Lucas, pero, antes de profundizar en el tema, donde les aseguro que no voy a aburrirlos con explicaciones sumamente científicas o especulando sin base alguna, déjenme darles la respuesta corta, clara y sencilla:

Porque Star Wars pertenece al género de Ciencia Fantástica y no al de Ciencia Ficción.

Esa es, de manera literal, la única explicación que necesitan para dejar por la paz los debates al respecto.

Vamos ahora con la explicación larga.

Es muy probable que nunca recibamos una respuesta 100% concreta en cuanto a cómo funciona la física en la Galaxia Muy Muy Lejana, donde parece que todos los planetas cuentan con el mismo campo gravitacional, un láser viaja a una velocidad inferior a la de una bala en el mundo real y la capa de Darth Vader se mueve dramáticamente aun cuando está expuesto al vacío del espacio, pero, lo que si les puedo decir es que varios miembros del grupo de historias de Lucasfilm – Lucasfilm Story Group de ahora en adelante – han ofrecido sus opiniones personales al respecto.

El caso más prominente es el de Pablo Hidalgo y su interpretación sobre por qué hay sonido en el espacio. Acorde a varios tweets que escribió hace unos años y que ya no están disponibles, por lo que tendrán que confiar en mis palabras, se pueden escuchar sonidos en el vacío del espacio porque éste cuenta con una naturaleza etérea, lo que significa que hay especie de substancia invisible y virtualmente indetectable que permite que se escuchen sonidos como los que producen las explosiones de las cargas sísmicas del Slave I o cosas más convencionales como los blasters del Millennium Falcon.

seismic bomb
Una bomba sísmica del Slave I explotando en el anillo de asteroides de Geonosis.

Claro que esto no es una explicación que podamos considerar canónica, y es necesario hacer énfasis en eso. Aunque sea algo que dijo o, mejor dicho, que escribió una de las personas más prominentes del Lucasfilm Story Group, realmente no hay una sola fuente canónica que se pueda citar donde podamos garantizar la realidad de esta explicación, por lo que es meramente una opinión relevante.

Aun así, aunque se tratara de algo plenamente establecido, la naturaleza etérea de la galaxia no es suficiente para explicar muchas otras cuestiones que causan disonancia entre la realidad y la ficción, como el caso del tiempo, que no fluctúa entre diferentes sistemas solares o la masiva coincidencia sobre como es que la gran mayoría de los planetas mantienen, por lo visto, un ciclo de rotación similar al de la tierra.

La verdad de las cosas, y tal como lo dice Pablo en uno de los videos de Rebel Recon, es que el universo de Star Wars nunca se ha preocupado demasiado por ser científicamente preciso.

Pablo y Andy
Pablo Hidalgo del “Lucasfilm Story Group” y Andy Gutierrez, la presentadora de “Rebels Recon”.

Esencialmente, las historias de las películas y demás formatos narrativos se enfocan mucho más en el aspecto visual y menos en que tan acertadas son con la realidad, cosa que ha sido cierto desde Una Nueva Esperanza, donde las batallas entre cazas TIE y X-Wings tienen mucho más en común con el combate aéreo de películas sobre la Segunda Guerra Mundial que con el combate entre naves de Star Trek, justamente como lo tenía planeado George Lucas desde que conceptualizó los enfrentamientos en el espacio que él deseaba mostrar en la pantalla grande.

Esta filosofía de estética y espectáculo sobre precisión científica se mantiene por Lucasfilm el día de hoy. De hecho, hace unos meses tuve una breve conversación en Twitter con Matt Martin, otro miembro del Lucasfilm Story Group, donde le pregunté cómo es que la nave de Snoke y el resto de la flotilla de la Primera Orden eran incapaces de alcanzar a las naves de la Resistencia en Los Últimos Jedi. La respuesta era sencillamente que la idea era hacer algo inspirado en un viejo combate naval, donde las naves más grandes eran más pesadas y por lo tanto más lentas, mientras que las naves más pequeñas eran más ágiles y veloces, una tradición que se ha mantenido desde la persecución entre naves al inicio de Episodio IV.

tweet
Mi interacción con Matt Martin del Lucasfilm Story Group, 19 de Diciembre de 2017.

Incluso suponiendo que sean como yo y hayan pasado una cantidad considerable de tiempo armando teorías con amigos para explicar cada uno de estos fenómenos dentro de la narrativa, aun así tendrían que lidiar con muchas otras inconsistencias clásicas, como que el interior del Millennium Falcon sea mucho más grande que su exterior, por lo que es importante entender que, más allá de una filosofía de trabajo o la importancia de mantener una semblanza de coherencia, también existen límites sobre lo que se puede hacer bajo presupuesto.

blueprints
Comparación entre el interior y exterior del Millennium Falcon del set de “El Imperio Contraataca”, por Stinson Lenz de DEEPLOYOBSESSED.blogspot.com

Esto significa que los espectadores deberían abandonar cualquier intento por encontrar un nivel de consistencia en la saga con el que fundamentalmente nunca ha contado, ni siquiera cuando George Lucas estaba detrás de la cámara.

Lo que verdaderamente importa y hace mágico a este universo de magos samurai en el espacio es que sus historias conectan con nosotros mientras que son visualmente únicas. Más importante aún, a pesar de todas sus inconsistencias, las cuales en mi opinión le dan un grado bienvenido de frivolidad, Star Wars genuinamente ha inspirado a cientos de personas a trabajar en campos relacionas con la ciencia y la física, simplemente porque vieron a Leia disparar con blaster o a Luke pelear con su sable láser, sin importar que tan inverosímil sea.